martes, 4 de noviembre de 2008

La campana y el tambor

Hoy tocaba visitar la Torre del Tambor y la Torre de la Campana de Pekín, ambas situadas en línea con el eje Sur-Norte de la Ciudad Prohibida.



La campana y el tambor fueron desde siempre intrumentos musicales de la China clásica. Sin embargo, ya en la antigüedad pasaron a ejercer una función importante: anunciar el tiempo, ya que la gente no disponía de un sistema para medir el mismo. Así, durante la Dinastía Han (206 aC - 220), la campana se utilizaba para anunciar el amanecer y el tambor para anunciar el anochecer. Con el tiempo, la torre de la campana y la torre del tambor pasaron a ser edificaciones públicas en todas las ciudades a lo largo del país. Las de Pekín son las más grandes jamás construidas.

La Torre del Tambor contiene una gran variedad de tambores; originalmente contenía un enorme tambor y 24 tambores pequeños.





Los tambores se tocaban para señalar las horas del día, 18 veces a ritmo rápido y 18 veces a ritmo lento, durante 3 rondas, lo que hacía un total de 108 veces, lo que representaba 1 año en la antigua China.





Actualmente sólo permanece original el gran Tambor del Vigilante Nocturno, que se tocaba durante cada una de las cinco divisiones (geng) de dos horas de la noche. El resto de tambores son réplicas.

La Torre de la Campana se encuentra detrás de la Torre del Tambor y fue construida al mismo tiempo que esta.



Posee una arquitectura singular que hace que el sonido de la campana se amplifique enormemente.



En su interior, alberga una campana de cobre de 7 metros de alto y 63 toneladas de peso.



Hoy en día estas torres han pasado a ejercer una función meramente turística, ya que la tradición de anunciar el tiempo con el tambor y la campana fue abolida en 1924, cuando el último emperador de China, Pu Yi, abandonó la Ciudad Prohibida.

Como curiosidad, la tradición de utilizar la campana y el tambor para anunciar el amanecer y el anochecer existía también en otros países con influencia cultural china, como el Vietnam de los emperadores de la Dinastía Nguyen. Así, en la Ciudad Imperial de Hué, a cada uno de los lados de la Puerta de Ngo Mon o Puerta del Mediodía, hay una campana y un tambor que en la antigüedad eran utilizados para anunciar el paso del tiempo.

3 comentarios :

Prognatis dijo...

Ahora me explico porque son tan importantes en Asia la campana y el tambor. En cualquier templo importante suelen tener los dos elementos.

Se nota que la mayoría de países de Asia beben de las fuentes de la cultura china.

Javier Sampedro dijo...

Como se la gastaban con la campana, madre mía. Así tendría que oirse y más si el sonido se amplificaba por la construcción del edificio.

Toloooong, toloooong... :D

Freeman dijo...

Holas! Qué interesante dato el de los tambores, yo no lo conocía... y eso que soy fanático de los tambores asiáticos -.-
El sonido de la campana debió ser bastante peculiar, y supongo que es comprensible que hayan abolido dicha costumbre no sólo porque el emperador se hubiera marchado sino porque actualmente con la de ruido que debe haber en Beijing debe ser algo molesto escuchar semejante campanadota O_O
En Vietnam utilizan también la campana y el tambor? O es algo exclusivo de la triada China-Japón-Corea?
Saludos desde SCZ, Bolivia!